Esto le pasa a tu cuerpo cuando no duermes lo suficiente

La falta de sueño es terrible para la salud en muchos aspectos, así que hagan caso de estas advertencias y prepárense  para dormir a gusto. Dormir es uno de los mayores placeres del mundo, pero además es necesario para mantener la salud. Las personas que tienen problemas para dormir también desarrollan otros problemas físicos y psicológicos que deterioran su calidad de vida. Esto es lo que ocurre cuando no duermen lo suficiente.

La vida humana es más frágil de lo que queremos admitir y existen cosas que pueden matar en dosis precisas.  Aunque la falta de sueño no ha sido aún una causa de muerte, si hay registros de los severos daños que ocasiona no poder dormir. No se trata solamente de que estés cansado y de mal humor, la falta de sueño puede provocar serios daños a la salud. Matthew Walker es un profesor de neurociencias y psicología en la Universidad de Berkeley y menciona los principales efectos colaterales de la falta de sueño.

Para empezar, se va perdiendo la capacidad de crear nuevos recuerdos. El profesor Matthew dice que al dormir el cerebro hace una tarea de “reinicio”: desecha la información irrelevante y la memoria se encarga de almacenar los datos importantes. Pero al no dormir, el cerebro simplemente se mantiene en un alto grado de actividad. Así que el organismo no puede aceptar nueva información, pues todavía está procesando vieja información. Relacionado con esta falta de recuerdos nuevos, la falta de sueño también puede ser una causa frecuente de la demencia. Esto debido al incremento de beta-amiloides, proteínas tóxicas que están relacionadas con la enfermedad de Alzhemier

Mientras dormimos, se activa un sistema de “lavado cerebral” que elimina esas proteínas y sin dormir las proteínas tóxicas se van acumulando. No dormir también provoca alteraciones en el nivel de testosterona.  El profesor Walker dice que al no dormir los niveles de testosterona cambian y es como si tuvieran el mismo nivel de un hombre 10 años mayor.

Al no dormir aumenta la posibilidad de tener un ataque cardiáco. Ya que la presión sanguínea aumenta con la falta de sueño, Walker dice que las personas que duermen seis horas o menos tienen un 200 por ciento mayor de probabilidad a sufrir un paro o enfermedades del corazón. Después de 16 horas sin dormir, se notan grados de deterioro en el organismo. Pasadas 19 o 20 horas sin dormir, los efectos en el cuerpo son similares a los que se sienten estando borracho. La recomendación dada por los profesionales es dormir al menos ocho horas; son necesarias para que nuestro organismo se recupere de la actividad del día.

Tu opinión cuenta

comentarios

Loading...